Entre Rios Legal
Contáctenos  Contáctenos
Ayuda ERL  Ayuda ERL
Suscribirse a ERL  Suscribirse a ERL
Cursos a Distancia
 Área Suscriptores BUSCAR NORMATIVA SUMARIOS DE FALLOS MAS BENEFICIOS
  Página Principal  
  Quiénes Somos
  Suscribirse a ERL
 • Normativa
  Constitución Provincial
  Códigos Provinciales
 • Utilidades
  Guía de Profesionales
  Novedades Jurídicas
  Cursos a Distancia
  Direcciones Útiles

 • Servicios

  Trámites y Diligencias
  Solicitar Fallos
  Pedidos de Legislación
 
Sitio diseñado por Clyx Web Studio
 
Contáctenos Póngase en Contacto con Entre Rios Legal
Recomendar a un Colega o Amigo Recomendar ERL
a un Colega o Amigo
Ayuda ERL Ayuda ERL
Mapa del Sitio Mapa del Sitio
Publicite en ERL Publicite en ERL
 

Código Rural
Ley 1.509

Arts. 446 al 568 + Anexo

     Arts. 1 al 182
     Arts. 183 al 445
     Arts. 446 al 568 + Anexo

SECCION VI

TITULO I - Agrícultura

CAPITULO I - Disposiciones generales

Artículo 446 - Ninguna autoridad de la Provincia podrá suspender las operaciones de la siembra y cosecha a no ser que la orden provenga de Juez competente.

Artículo 447 - Las autoridades administrativas de los distritos ordenarán lo conveniente para que se proceda a recoger la cosecha perteneciente a un agricultor ausente, enfermo o accidentalmente impedido de hacerlo por sí mismo, cuando reclame ese socorro, tratando de que este acto de protección de la ley se lleve a cabo con la intervención de personas de reconocida probidad y con los menores gastos posibles, que se pagarán con el producido de la misma cosecha.

Artículo 448 - En ningún caso podrá hacerse embargo, ni menos ejecución, en mieses no segadas, o que aun se hallasen en el rastrojo o en la era, debiendo esperarse para ello a que los granos estén limpios y entrojados. Podrán los jueces, a petición del acreedor, nombrar un interventor si el deudor no otorgase fianza bastante.

Artículo 449 - Son permitidos los cultivos de todas clases, pero el del arroz está sujeto a las reglas siguientes: 1) El cultivador solicitará permiso del Poder Ejecutivo o de la Municipalidad para acortar el terreno que considere necesario a este cultivo, debiendo ser a una distancia no menor de dos kilómetros del pueblo o caserío más inmediato.
2) Estas autoridades acordarán o negarán el permiso, previo informe de peritos sobre las condiciones y desnivel del terreno; si es o no pantanoso; medios de desagües y daños que puede causar el cultivo a la salid pública y a los linderos.
3) Concedido el permiso, la autoridad cuidará de que los canales de saneamiento se mantengan siempre limpios, de que las sumersiones se hagan de noche, y de que se remuevan las causas de la descomposición orgánica.
4) El cultivador indemnizará los daños que las filtraciones del terreno causen a un tercero.
5) En cualquier tiempo que se pruebe que el cultivo del arroz causa perjuicio a la salud pública, se prohibirá y se secará el terreno.

Artículo 450 - Queda prohibido entrar a ninguna propiedad sembrada o cultivada, esté o no cercada, ni aun con el pretexto de espigar, ni de recoger desperdicios de ningún género (521).

Artículo 451 - Cuando un propietario haya celebrado contrato con peones, arrendatarios o medianeros para los trabajos de siembra o cosecha y por falta de cumplimiento de una de las partes hubiera peligro evidente de que la siembra no se haga en época oportuna o la cosecha se pierda, la parte damnificada podrá exigir la presencia del Juez de Paz o alcalde más inmediato para que verificado el hecho de existir peligro evidente de perder la cosecha por no hacerse oportunamente la siembra o recolección, declare al damnificado en libertad para procurarse los medios de asegurarla, en juicio verbal y actuado, sin perjuicio de que la parte contraria pueda reclamar en juicio ordinario y ante quien corresponda por los daños y perjuicios que le ocasione la suspensión de los efectos del contrato.

Artículo 452 - Cuando un bien agrícola asegurado sufriere pérdida prevista en el contrato o recibiese por cualquier causa un perjuicio, el propietario del bien asegurado dará cuenta inmediatamente al alcalde y a la autoridad judicial más cercana.

Artículo 453 - Igual comunicación se dará al alcalde más inmediato en los casos en que fuera necesario hacer gastos para precaver o disminuir los daños causados por los siniestros.

CAPITULO II - De las tierras de labor y medidas protectoras de la agricultura en cada una.

Artículo 454 - Todas las tierras de labor gozarán de la protección que este Código les acuerda, sea cualquiera la forma en que se dediquen a la agricultura, y las autoridades de la Provincia vigilarán especialmente los daños causados en las plantaciones y sementeras por animales invasores.

Artículo 455 - Para los efectos de este Código se consideran tierras de labor: 1) Los ejidos de los municipios.
2) Las Colonias.
3) Los terrenos cultivados fuera de estos centros en las condiciones que este Código establece.

Artículo 456 - Son ejidos municipales los terrenos que por la ley orgánica de las municipalidades o por leyes especiales se declaren anexos a las ciudades o villas, y deberán sujetarse a las ordenanzas y reglamentos que dicten las respectivas municipalidades de conformidad a las prescripciones de este Código.

Artículo 457 - Son Colonias: 1) Las villas y pueblos que no sean municipio.
2) Los terrenos que se entregan a la labranza divididos en concesiones que deban cultivarse independientemente unas de otras y separadas por calles con sujeción a la ley de colonias, o su ley especial, o a un plano previamente aprobado por el Poder Ejecutivo.

Artículo 458 - Son terrenos de labranza todos los ocupados por cultivos de una extensión mayor de cien hectáreas y los cultivados por agrupaciones de familias, cuando las tierras se exploten en común o no estén divididas en concesiones y por calles, cualquiera que sea su importancia y extensión.

Artículo 459 - Las colonias que actualmente existen y cuyos planos no hayan sido aprobados por el Poder Ejecutivo, no podrán exigir la protección que este Código les acuerda hasta tanto no hayan sido éstos aprobados.

Artículo 460 - Por el hecho de aprobarse la autoridad administrativa los planos de división de una Colonia, el trazado de las calles y caminos no podrá variarse sin autorización del Poder Ejecutivo y sin indemnización a quienes la nueva traza perjudique.

Artículo 461 - La propiedad de la extensión de tierras destinadas a calles, caminos o establecimientos públicos en las Colonias, será cedida gratuitamente al Estado por los propietarios que quieran formarlos.

Artículo 462 - El ancho de las calles de las colonias será cuando menos de doce metros, y el de los boulevares de treinta metros, salvo lo dispuesto para los caminos generales.

Artículo 463 - Los ejidos de los municipios tendrán las calles que sus planos determinen, sin perjuicio de las que las municipalidades manden abrir, y todos los caminos generales, parciales y vecinales desaparecerán al llegar a ellos para seguir sus calles.

Artículo 464 - En las Colonias no podrán cerrarse ni desviarse caminos de ninguna especie hasta que sus calles estén abiertas y practicables con sujeción al plano aprobado y deberán quedar subsistentes en las que hoy existen mientras sus planos no se aprueben por el Poder Ejecutivo (143, 1).

Artículo 465 - En las que en adelante se establezcan, el Poder Ejecutivo no autorizará la desviación de los caminos generales y exigirá se forme una calle de circunvalación que dé salida a las que dividen las colonias.

Artículo 466 - Queda absolutamente prohibido el pastoreo de ganado mayor y menor en los terrenos que comprendan los ejidos municipales y las colonias declaradas tales por la autoridad administrativa o por la ley (521).

Artículo 467 - En dichos terrenos sólo será permitido el pastoreo de los animales indispensables para las faenas y trabajos de la agricultura.

Artículo 468 - La autoridad administrativa de cada colonia queda encargada de hacer cumplir lo dispuesto en los artículos anteriores, aplicando multas a cada infracción. Se considerará como nueva infracción el mantener animales bajo pastoreo en los indicados terrenos, transcurridos treinta días de la aplicación de la multa.

Artículo 469 - No se comprende en la prohibición a que se refiere el artículo 466, los animales de las lecherías, ni aquéllos que necesite para sus faenas cualquier establecimiento industrial, pero éstos y los que se permiten para los trabajos agrícolas se mantendrán bajo cercado, y en las chacras abiertas bajo pastor de día y encierro de noche.

Artículo 470 - Por cada animal que invada sembrados o chacras cercadas o no, sin causar daños, puede el dueño exigir el pago de veinte centavos si es mayor, y diez si es menor.

Artículo 471 - Cuando el animal haya causado daño, el dueño pagará una indemnización cuyo monto se fijará por el alcalde, comisario o comisionado rural más inmediato si no se avienen los interesados; pudiendo nombrarse peritos si la autoridad lo cree conveniente. Será facultad del damnificado recurrir a la autoridad más inmediata o que más le convenga de las que este artículo indica.

Artículo 472- De la resolución que se dicte podrá apelarse ante el Juez de Paz de 1 Instancia según la ley de su competencia.

Artículo 473 - Si no acudiese el dueño de los animales, o no fuese conocido, serán vendidos en remate público, procediendo con arreglo a lo prescripto para los animales invasores y perdidos, en la sección de la ganadería, y con el producto de la venta se cubrirán los perjuicios y gastos, quedando a salvo la acción del damnificado para reclamar en todo tiempo la parte que faltase.

Artículo 474- El agricultor a quien se probase haber recogido animales con el propósito de cobrar daños, mantenimiento o la suma que indica el artículo 470, abonará diez veces el valor que pretenda cobrar.

Artículo 475 - El dueño de campos de ganadería que destine terrenos para colonias o labranzas, no estará obligado a retirar sus ganados de la parte aún no vendida a la colonia, ni de los límites del terreno de labranza; pero no podrá imponer al agricultor la obligación de cercar sus sembrados y será responsable de los daños que sus animales causen a los colonos, arrendatarios o medianeros, salvo que por contrato hayan estipulado otra cosa.

Artículo 476 - En las tierras de labor que lindan con campos de ganadería, los sembradores deberán estar separados del cerco divisorio, por un espacio de cinco metros cuando menos.

Artículo 477 - Cuando esta disposición no se cumpla, los dueños del sembrado no tendrán derecho a reclamar por daños y perjuicios que causen los animales del campo lindero.
Tampoco podrán reclamar indemnización los pobladores de colonias cuando sus chacras no estén separadas de los campos de ganadería por la calle que manda establecer el artículo 99.

Artículo 478 - Queda prohibida la crianza de cerdos dentro de la zona que comprende la planta urbana y quintas de las ciudades, villas o colonias de la Provincia.

Artículo 479 - En terrenos de chacras no cercados podrán tenerse hasta doce cerdos bajo guardador, so pena de multa al que tenga mayor número o de retirarlos si estuviesen mal guardados (520).

Artículo 480- Hallados por primera vez en un terreno ajeno, aunque no hayan causado daño, la autoridad municipal o administrativa impondrá una multa de cincuenta centavos por cabeza; por la segunda vez la multa será doble, triple en la tercera y así sucesivamente en esta forma, a cada nueva infracción.
Se considerará nueva infracción si la invasión se repite antes de un mes.

Artículo 481- Mas, si los cerdos hubiesen causado daño, el dueño del terreno podrá matarlos en el momento y sitio del daño, dando aviso a la autoridad, de haberlo hecho.

Artículo 482- No habiendo acuerdo entre ambas partes acerca del monto de la indemnización, será fijada por el alcalde, comisario o comisionado rural, previa estimación de peritos que nombrará la autoridad, quien, en caso de discordia resolverá en juicio sumario y verbal, ejecutando su resolución sin perjuicio de la apelación.

Artículo 483 - Es permitida la cría y engorde de cerdos en las chacras de los ejidos y colonias con permiso de la autoridad que tomará antes de concederlo las medidas de seguridad e higiene necesarias.

CAPITULO III - Enfermedades de las Plantas

Artículo 484 - Todo agricultor que vea sus sementeras atacadas de alguna enfermedad debe comunicarlo inmediatamente a la autoridad administrativa más cercana, la que lo pondrá en conocimiento del Poder Ejecutivo, por intermedio del Jefe de Policía, o directamente de la Municipalidad respectiva (517).

Artículo 485 - Esta obligación se refiere no sólo a las enfermedades de las plantas y frutos, sino también a la invasión de insectos que las destruyan.

Artículo 486 - La autoridad local pondrá inmediatamente en conocimiento de la existencia de la enfermedad o plaga a los agricultores limítrofes del terreno infestado, para que tomen las medidas necesarias.

Artículo 487 - El Poder Ejecutivo y las Municipalidades harán examinar los sembrados enfermos o invadidos por plagas, por el agrónomo de la Provincia u otras personas competentes y dictarán las medidas del caso.

Artículo 488 - Las autoridades de la Provincia procederán a destruir las viñas que se introduzcan atacadas de filoxera o de dirophora, sin más requisito que la constatación de la enfermedad en la planta.

SECCION VII

TITULO I - Disposiciones comunes a la Ganadería y Agricultura

CAPITULO I - Quemazones de campo

Artículo 489 - Todo propietario o poseedor de campo, puede bajo su responsabilidad hacer en él quemazones, ya para limpiarlos de yuyales, insectos o animales dañinos, o ya para cualquier objeto útil; pero si por sobrevenir viento o por cambiar el que hubiese, o por cualquier otra causa inculpable y natural, el fuego excediese sus límites e invadiese otra propiedad, está obligado a subsanar los daños y perjuicios que ocasione. Si el daño fuese causado por descuido, a más de subsanarlo, será penado con multa (518).

Artículo 490- No conviniéndose amigablemente con el dañado acerca del importe de la indemnización, será ésta fijada con arreglo al artículo 482, por el alcalde más inmediato.

artículo 491 - Si hubiesen aparecido indicios o datos de que el tránsito del fuego a otra propiedad no fue natural, sino efecto de malicia o intención, el dañante, sin perjuicio de pagar en la forma dicha la referida indemnización, será preso, sumariado y remitido a disposición del Juez de Crimen respectivo.

Artículo 492 - Los carreros, troperos y cualquier persona que de tránsito por un campo, intencionalmente o por descuido culpable, produzcan quemazones en él, serán responsables del daño que ocasionen, fijándose el valor de éste con arreglo al artículo 482.

artículo 493 - Siempre que la autoridad de un distrito o sección por denuncia o indicio, abrigue sospechas contra alguien de haber prendido fuego a un campo, en los casos previstos por el artículo anterior, procederá inmediatamente a detenerlo, se constituirá al lugar de donde partió la quemazón, practicará con brevedad las indagaciones necesarias, y resolverá según lo que de éstas resulte.

Artículo 494 - Queda rigurosamente prohibido quemar campos baldíos de propiedad pública sin previa licencia escrita del Jefe de Policía (517).

Artículo 495 - Queda prohibido quemar campos sin avisar con anticipación a los linderos. La misma obligación tendrá el propietario cuyo campo arda sin causa conocida, o por propagación del fuego de otros terrenos y será responsables de los daños que al lindero se originen, si conocido el hecho no lo hiciera saber por desidia o negligencia (519).

CAPITULO II - Productos Espontáneos del suelo.

Artículo 496 - La explotación de los bosques de la Provincia se hará con sujeción a la ley de la materia, pero mientras ésta no se dicte queda prohibido: 1 - El corte de árboles o arbustos del contorno de las islas y al borde de los arroyos hasta una extensión de cien metros, si no es para reponerlos (520).
2 - Queda absolutamente prohibido talar completamente los montes, de cualquier extensión que sean; en los campos de ganadería y en los destinados a la agricultura se reemplazarán cultivando árboles frutales o forestales en la proporción de veinte por hectáreas (520).
3 - Desde el 1 de Abril al 31 de Agosto no podrá para ninguna industria extraerse la corteza de los árboles en pie (521).

Artículo 497 - Para el uso y dominio de los productos y accesorios del suelo, se estará en un todo a lo dispuesto por el Código Civil.

CAPITULO III - Animales Dañinos y Domésticos.

Artículo 498 - Es prohibido soltar conejos al campo y sólo se permitirá conejeras cerradas y seguras (518).

Artículo 499 - Derogado por Ley Nacional 2.174.

Artículo 500 - El que halle palomas domesticas en su terreno durante la época de la siembra, tendrá el derecho de matarlas pero no de apropiárselas.

Artículo 501 - Si las gallinas u otras aves domésticas pasasen a terreno ajeno y dañasen siembras o frutos, el dueño de aquéllas abonará por indemnización lo que el damnificado exija y, no conformándose con su monto, se fijará por el alcalde inmediato o bien por un tasador que las partes nombrasen.

Artículo 502 - Repitiéndose el hecho, el damnificado, además de indemnización, puede matar o herir las aves, pero no apropiárselas, sino que deberá entregarlas, muertas o heridas, a su dueño.

Artículo 503 - Es obligatorio en la Provincia la destrucción del bicho de cesto, hormigas y vizcachas, siempre que un predio rústico o urbano pueda ser perjudicado.

Artículo 504 - El propietario que habiéndolos destruido en su propiedad se vea amenazado por la invasión de los vecinos, dará aviso al Presidente de la Municipalidad o Comisionado Rural y éstos, examinado los hechos y en vista de las probabilidades de invasión, ordenarán al propietario la destrucción, a su costa, de los insectos o vizcachas, dentro de un plazo prudencial.

Artículo 505 - Si dentro de ese plazo no fueran destruidos, la autoridad procederá a su destrucción por cuenta del propietario en cuyo terreno se encuentren.

Artículo 506 - Si intimado el pago el propietario lo resistiese, la autoridad procederá a su cobro por la vía judicial ejecutiva, sirviendo de título el expediente labrado.

Artículo 507 - Los procedimientos en estos casos serán verbales, labrando acta en expediente por separado.

Artículo 508 - Si el propietario se negase a permitir la entrada a los efectos de los artículos anteriores, la autoridad encargada de la destrucción de los insectos o vizcachas, recabará orden de allanamiento, del Juez competente.

Artículo 509 - De las resoluciones de los Comisionados Rurales habrá apelación única para ante el Juez de 1. Instancia, en juicio verbal y actuado, y de las del Presidente de la Municipalidad ante quien corresponda.

Artículo 510 - Todo propietario en cuyo campo existan nidos de loros, tendrá obligación de destruirlos o quemarlos durante las épocas en que están con huevos o pichones.

Artículo 511 -: Derogado por Ley Nacional 3.571.

Artículo 512 - En los establecimientos de pastoreo, chacras o cualquier otra población rural, sólo será permitido tener perros en la proporción siguiente: 1 - Cada establecimiento de pastoreo que tenga a su cuidado más de tres mil reses, entre mayores y menores, podrá tener cuatro perros.
2 - Los que tengan desde mil hasta tres mil, podrán tener tres perros.
3 - Los que tengan mil reses, los puestos dependientes de establecimientos que cuiden ganado y los establecimientos agrícolas que cultivan más de 70 hectáreas, podrán tener dos perros.
4 - Las chacras de los municipios y colonias, los puestos que no cuiden ganado, las casas de negocio y, en general, toda población rural no comprendida en los incisos anteriores, podrán tener un perro.

Artículo 513 - Por cada perro que se tenga, a más de lo que determine el artículo anterior, se pagará una patente anual de dos pesos, que será percibida por las Municipalidades en los ejidos y en la campaña en la forma que la ley o el P.E. determinen y cuyo producto se destinará al fondo de puentes y caminos.

Artículo 514 - La policía no consentirá la existencia de más perros que los permitidos por el artículo 512, y los que estén patentados. Por los que no estén en ninguna de estas dos condiciones, impondrá una multa del doble de la patente sin perjuicio de sacarse ésta y en caso contrario hará matar el perro.

Artículo 515 - Los daños y perjuicios que los perros causen, serán indemnizados por sus dueños, haciéndose efectivo el pago de la indemnización por la autoridad más inmediata en el juicio verbal y actuado.

Artículo 516 - Todo dueño de campo que encuentre perros sueltos cerca de sus majadas cuando no acompañen a sus dueños, o que acompañandolos se les separen para mezclarse a ellas, tendrá derecho a matarlos.

TITULO II

CAPITULO I - Disposiciones Penales

Artículo 517 - Abonará multa de 50 pesos m/n.: 1 - El agricultor que no comunique a la autoridad las enfermedades o plagas de sus plantas.
2 - El que queme sin permiso del Jefe de Policía, campos baldíos.

Artículo 518 - Pagarán multa de 25 pesos m/n.: 1 - Los propietarios que quemen sus campos y causen perjuicios a sus linderos por descuido o abandono.
2 - Los que suelten conejos al campo, debiendo aplicarse la multa por cada conejo que se le pruebe haber soltado.

Artículo 519 - Pagarán 10 pesos de multa, los que quemen sus campos, sin aviso a los linderos o no den este aviso cuando sus campos ardan, aunque no hayan sido quemados por ellos, si han tenido conocimiento de la quemazón.

Artículo 520 - Pagarán multa de 5 pesos m/m.: 1 - Los que tengan más cerdos de los que autoriza el artículo 497, debiendo cobrarse esta suma por cada animal de exceso.
2 - Los que talen completamente los bosques en campos de ganadería y no los reemplacen en los de agricultura pagarán 5 pesos por cada hectárea que quede talada.
3 - Derogado por Ley Nacional 2.174.
4 - Los que corten árboles del contorno de las isla y arroyos, pagarán 5 pesos m/n. por cada árbol que corten.

Artículo 521 - Pagarán 2 pesos de multa: 1 - Los que entren a terrenos sembrados o plantados.
2 - Los que tengan pastoreo de animales en terrenos de colonias o ejidos, debiendo pagar esta suma por cada animal que tengan.
3 - Los que quiten la corteza de los árboles en los meses de vida según el artículo 496, pagarán esa suma por cada árbol que descortecen.

SECCION VIII
Régimen de las aguas

TITULO I

CAPITULO UNICO - Disposiciones Generales

Artículo 522 - Las aguas pueden ser de dominio público o de dominio privado.

Artículo 523 - Son aguas de dominio público: 1 - Las aguas de los ríos y arroyos navegables o flotables.
2 - Las aguas que nacen y corren por terrenos públicos, mientras corren por ellos o cuando atraviesen por causes naturales, terrenos de propiedad particular.
3 - Los terrenos que siendo de dominio particular pasaren o corrieran por terrenos del dominio público mientras pasan por ellos y por causes naturales.
4 - Los canales de utilidad general que construyan la Nación o la Provincia.
5 - Las aguas de lluvias encerradas o detenidas en terrenos públicos o mientras corren por ellos.

Artículo 524 - Son aguas de dominio privado: 1 - Las de los lagos o lagunas no navegables encerradas en propiedades privadas.
2 - Las de vertientes que nacen y mueren en una heredad, o mientras corren por ella.
3 - (Derogado por Ley 9172) Las que se extraen a la superficie de un terreno por el esfuerzo de su dueño, mientras estén contenidas en él.
4 - Las aguas de lluvia que corren por las propiedades particulares o que son conservadas en ellas, en pozos, aljibes, etc.

Artículo 525 - Las aguas de dominio público podrán ser aprovechadas por todos los que habitan la Provincia o transitan por ella.

Artículo 526 - Queda terminantemente prohibido, todo uso de las aguas de dominio público que estorbe la navegación o las vuelvan impropias para el uso a que estén destinadas son sujeción a las leyes y reglamentos que se dicten (535).

Artículo 527 - Siempre que una corriente navegable o una fuente del dominio público se quiera aprovechar para las industrias, agricultura u otros usos, por medio de canales u otros artificios, deberá solicitarse permiso del P. E. o de las Municipalidades, quienes no lo concederán sin previo estudio de la influencia que las obras pueden tener sobre la navegación, higiene pública y el caudal de las aguas.

Artículo 528 - En el caso de que una fuente de agua del dominio público fuera insuficiente para los servicios a que se destina, o estuviera expuesta a serlo, el P.E. o la Municipalidad en su caso, establecerán aquéllos a que ha de destinarse con preferencia.

Artículo 529 - No podrá hacerse obra alguna que en los ríos o arroyos anteriores impida o desvíe el libre curso de las aguas. El que infrinja esta disposición será obligado a demoler las obras hechas y a pagar loa perjuicios que ocasione (535).

Artículo 530 - Toda autorización para el uso y aprovechamiento de aguas de dominio público, aunque sea acordada por tiempo indefinido, llevará implícita la condición de cesar cuando la autoridad así lo ordene por evidente perjuicio para la navegación o salud pública, disminución de caudal de las aguas, u otras causas de utilidad pública.

Artículo 531 - (Derogado por Ley 9172) Respecto al goce y uso de las aguas de dominio privado y a las servidumbres de acueducto, estribo y recibir agua, se estará a lo dispuesto en el Código Civil y Ordenanzas Municipales.

Artículo 532 - En caso de necesidad pública, podrá la autoridad disponer el uso de las aguas de dominio privado para haciendas, ferrocarriles o incendios u otros objetos análogos, abonando su importe.

Artículo 533 - Cuando la existencia de pantanos produzca perjuicios a la salud pública, la autoridad podrá exigir su desecación y los propietarios limítrofes tendrán obligación de permitir el paso de los canales de desagüé. En caso de no conformarse sobre el valor de la indemnización, ésta será fijada por peritos y cobrada por la vía ejecutiva.
Cuando las aguas de dominio público se encontrasen cerradas por terrenos particulares, no habrá obligación de tránsito, y no habiendo camino que conduzca a ellas, nadie podrá penetrar a la propiedad privada para buscar o usar el agua, sin permiso del dueño, salvo lo que dispone el artículo 66 sobre riberas de ríos y arroyos navegables y flotables.

Artículo 534 - El libre uso de las aguas públicas al descubierto para lavar y otros usos domésticos, deberá ejercitarse de manera que no se deterioren las márgenes y sin alterar la pureza de las aguas. Tampoco se podrán lavar y abrevar caballadas sino precisamente en los puntos destinados a ese objeto. (536).

TITULO II

CAPITULO UNICO - Disposiciones Penales.

Artículo 535 - Pagarán multa de 20 a 200 pesos m/n.: 1 - El que en aguas de dominio público estorbe la navegación o las vuelva impropias para el uso a que están destinadas.
2 - El que en arroyos o ríos interiores construya obras que impidan o desvíen el libre curso de las aguas.
Estas multas se aplicarán sin perjuicio de retirar las construcciones que se hayan hecho e indemnizar los perjuicios.

Artículo 536 - Pagarán multa de 1 a 10 pesos m/n los que para lavar u otros usos domésticos deterioren las riberas de los ríos o arroyos y los que abreven o bañen caballadas en sitios que no sean los señalados.

SECCION IX
Industrias fabriles o manufactureras, Usinas y Talleres

TITULO I

CAPITULO UNICO - Disposiciones Generales

Artículo 537 - Mientras no se dicte la ley de la materia, los establecimientos fabriles e industrias de la Provincia se considerarán divididos en tres categorías.
Son de la primera categoría todos los que sean un peligro para la salud pública o la seguridad, por la clase de productos que elaboren, por las fermentaciones de sus residuos, peligros de incendios o explosiones, y sólo podrán establecerse en sitios adecuados previo permiso del P.E. o Municipalidad.
Son de la segunda categoría, aquéllos que puedan producir daños a la salud pública, que sea dado evitar con precauciones y medidas oportunas, como la contaminación de las aguas, vapores incómodos, etc., ruidos y explosiones de máquinas, y sólo podrán establecerse con permiso de la autoridad competente y en cualquier sitio, pero sujetos a las medidas de seguridad e higiene que se dicten para su instalación y las inspecciones que aquélla ordene.
Son de la tercera categoría, los que no perteneciendo a ninguna de las anteriores y por no entrañar peligros ni incomodidades para el vecindario, pueden establecerse en cualquier paraje y en todo tiempo, sin requisito previo alguno.

Artículo 538 - Todo el que pretenda establecer una fábrica, manufactura, usina, etc., de las comprendidas en la primera y segunda categoría, deberá presentar una solicitud ante la autoridad administrativa que corresponda, acompañando un croquis del terreno y su situación respecto a las poblaciones, puertos, vías o canales vecinos; los detalles de la construcción que proyecta hacer y de las calderas y máquinas que ha de usar; y el destino o salida que proyecte dar a los residuos y emanaciones (543, incisos 1. y 2.)

Artículo 539 - No podrán arrojarse residuos a los depósitos de aguas estancadas ni a las corrientes no navegables, y para arrojarlos a los ríos navegables se tomarán las precauciones necesarias para que las aguas no pierdan su estado de pureza (543, incisos 3. y 4.)

Artículo 540 - La autoridad exigirá que los residuos de las fábricas sean sometidos a procedimientos que los hagan completamente inocuos y ordenará las inspecciones que crea oportunas de las calderas de vapor, al instalarlas y mientras funcionan (544).

Artículo 541 - La autorización para establecer fábricas de la primera categoría llevará implícita la condición de ser levantadas cuando sean evidentemente perjudiciales a la salud pública.

Artículo 542 - Cuando se produzcan explosiones que ocasionen muertes o heridas, el encargado de la fábrica dará cuenta inmediatamente a la autoridad policial más inmediata y no se permitirá que las construcciones sean reparadas, ni separados los fragmentos hasta tanto se hayan hecho las indagaciones necesarias sobre la causa del accidente, pudiendo solamente remover lo indispensable para prestar socorros inmediatos a los que hayan sido víctimas de la explosión.

TITULO II

CAPITULO UNICO - Disposiciones Penales

Artículo 543 - Pagarán multa de 100 a 1000 pesos moneda nacional: 1 - Los que sin autorización del P.E. o Municipalidad establezcan fábricas de la primera y segunda categoría.
2 - Los que empiecen a hacer funcionar sus fábricas de esas dos categorías, antes de que hayan sido inspeccionadas y habilitadas por la autoridad correspondiente.
3 - Los que arrojen a los ríos y arroyos navegables, residuos perjudiciales sin que hayan sido previamente convertidos en inocuos.
4 - Los que arrojen residuos de cualquier naturaleza en aguas estancadas o arroyos no navegables.

Artículo 544 - Pagarán multa de 50 a 300 pesos moneda nacional los que abandonen residuos sin someterlos a procedimientos que los hagan inocuos.

SECCION X

Infracciones, delitos y penas

CAPITULO I - Policía Rural

Artículo 545 - La Policía Rural queda a cargo de la Policía de Seguridad de la Provincia que procederá con sujeción a su reglamento, y de los Comisionados Rurales en la campaña, Juntas de Gobierno y Municipalidades, en las Colonias y Municipios.

Artículo 546 - Los Comisionados Rurales y las Juntas de Gobierno procederán de conformidad a los preceptos de este Código en el desempeño de las funciones que se les confían.

Artículo 547 - Sin perjuicio de las prescripciones del Reglamento General de Policía, ésta vigilará especialmente en la campaña: 1 - El cumplimiento escrito de la Ley de vagos.
2 - Las pulperías y los frutos comprados en ellas y si éstos están debidamente documentados.
3 - Los buhoneros y acopiadores, exigiéndoles la patente y la constancia de los frutos comprados o recibidos en pago.
4 - El ejercicio de la medicina sin la autorización debida.
5 - El cumplimiento de las disposiciones respecto a la caza.
6 - El acarreo de ganados.
7 - Los telégrafos y vías férreas.
8 - Los perros que anden sin patente o autorización.

Artículo 548 - Los Comisionados Rurales y Comisarios darán conocimiento inmediato a los Jefes de Policía: 1 - De cualquier enfermedad contagiosa que aparezca en las personas o ganados.
2 - De cualquier incendio de edificios, campos, mieses o arboledas.
3 - De todo acontecimiento que reclame la intervención de la autoridad.
4 - De toda alteración que encuentren en los caminos públicos, sea por zanjas, cercos o cualquier otra calse de estorbos.
5 - De cualquier modificación que notaren en los abrevados, ríos y arroyos.

CAPITULO II - Infracciones y Delitos

Artículo 549 - La infracción de cualquiera de las prescripciones de este Código será castigada con la pena que él establece y por la autoridad que se designe en cada caso.

CAPITULO III - Penas

Artículo 550 - Las faltas e infracciones que constituyan un delito común, serán penadas con arreglo al Código Penal y corresponde conocer de ella a la justicia ordinaria según la ley de su competencia.

Artículo 551 - En la materia rural, las penas son siempre y en todo caso multas pecuniarias en la forma y cantidad que este Código establece.

Artículo 552 - En caso de no abonarse la multa, las Municipalidades en los ejidos y las autoridades administrativas en la campaña podrán detener al infractor y destinarlo a trabajos públicos, computándose cada día de detención simple como equivalente a 1 peso m/n. de multa, y cada día de trabajos públicos a dos pesos moneda nacional.

Artículo 553 - En estos casos, si no hubiese trabajos públicos que ejecutar en los sitios de la campaña en que hubiese cometido la infracción, los infractores serán remitidos a la Jefatura Política del Departamento y puestos a disposición de la Municipalidad, para los trabajos de utilidad pública que necesite ejecutar, o permanecerán detenidos en ella hasta compurgar su falta.

Artículo 554 - Según sea la naturaleza y circunstancia de las faltas, pueden ser accesorias de las misma penas la pérdida de alguna cosa, la de abono de gastos o costas, o la reparación civil e indemnización de perjuicio.

Artículo 555 - Toda indemnización que sea debida a un dueño será pagada con antelación y preferencia a toda multa que sea en favor del fisco.

Artículo 556 - El producido de las multas que este Código establece, se destinará al fondo de puentes y caminos, cuando se apliquen en la campaña, e ingresarán al tesoro municipal cuando se apliquen en los ejidos.

Artículo 557 - El P.E. reglamentará la forma de percepción de las multas rurales y tomará las medidas necesarias para garantir su buena percepción y destino.

Artículo 558 - El P.E. podrá ceder a los Alcaldes de Campaña y Comisionados Rurales una parte de las multas que apliquen en los ejidos.

SECCION XI

Disposiciones finales y transitorias. (artículos 559 al 561)

Artículo 559 - Decláranse derogados el anterior Código Rural y las demás Leyes y Decretos, en la parte que se opongan a las prescripciones del presente Código.

Artículo 560 - El P.E. dictará las providencias adecuadas, a fin de que el conocimiento de este Código sea extendido y generalizado.

Artículo 561 - Este Código empezará a regir a los cuatro meses de su promulgación.


ANEXO A
DECRETO NACIONAL 434/70 MGJ (B.O. 31/07/70) APROBANDO REGLAMENTO

Observaciones generales : Paraná, 12 de marzo de 1970.

Principio Generales 1 - El Poder Ejecutivo de la Provincia determinará, de acuerdo con la población de la zona interesada y según lo establece el Código Rural en el Cap. III, Art. 39, si corresponde que se constituya Junta de Gobierno o se designe Comisionado Rural.
2 - Las Juntas de Gobierno y los Comisionados Rurales son representantes del Poder Ejecutivo de la Provincia, y será su titular quien designe a la autoridad o autoridades que correspondan.

Normas de Procedimientos 3 - Los vecinos que consideren necesaria la constitución de un órgano de gobierno local, deberán solicitar ante la Subsecretaría de Gobierno del Ministerio de Gobierno y Justicia de la Provincia, que convoque a Asamblea de Vecinos de la zona para que sea tratada la conveniencia y oportunidad de la constitución de un órgano de gobierno local.
Esta solicitud deberá ser acompañada, en sus considerandos, por:
a) Las razones que motivan la solicitud.
b) Un croquis proponiendo los límites jurisdiccionales en los que actuará el órgano de gobierno local que se desea crear.
c) Las firmas de por lo menos cincuenta vecinos, de los cuales, veinticinco como mínimo deberán ser contribuyente al fisco provincial.
4 - Dentro de los límites jurisdiccionales que el Poder Ejecutivo de la Provincia haya fijado, tomando en cuenta para ello la sugerencia hecha por el grupo de vecinos, se realizará un censo de población. En base a las cifras emergentes de dicho censo, el Poder Ejecutivo de la Provincia determinará si corresponde que se constituya Junta de Gobierno o que se designe Comisionado Rural.
5 - La Asamblea de Vecinos se llevará a cabo en la fecha que el Poder Ejecutivo determine, para lo cual se tendrá en cuenta que durante los quince días previos a la reunión se debe dar a conocer a los vecinos, por todos los medios disponibles, la fecha, lugar y hora en que la Asamblea se reunirá, debiéndose también dar a publicidad en ese mismo período de tiempo la presente reglamentación.
Todos los materiales que resulten necesarios a estos fines serán provistos por el Ministerio de Gobierno y Justicia de la Provincia.
6 - La Asamblea de Vecinos, a la que concurrirá un representante del Ministerio de Gobierno y Justicia a título de veedor discutirá sobre la necesidad de constituir Junta de Gobierno y sugerirá al Poder Ejecutivo de la Provincia los nombres de las personas que se consideren idóneas para integrarla y los cargos respectivos.
7 - La Asamblea de Vecinos nombrará, en el momento de su constitución, un Presidente, cuyas funciones serán las de dirigir el debate y lograr un buen funcionamiento de la misma; y un Secretario que tendrá por misión labrar el Acta de la Asamblea.
8 - El Presidente de la Asamblea elevará a la Subsecretaría de Gobierno, dentro de las 48 horas de finalizadas las actuaciones de la reunión, el Acta de la Asamblea de Vecinos, firmada por el Secretario y los vecinos presentes en la Asamblea que quisieran hacerlo.
9 - En el Acta, deberán constar, el nombre, firma, dirección y N de documento de Identidad de las presentes, debiéndose firmar en presencia del veedor del Ministerio de Gobierno y Justicia.
10 - Una vez elevada el Acta de la Asamblea se darán por concluidas las actuaciones del Presente y Secretario de la Asamblea.
11 - Queda a criterio del Poder Ejecutivo de la Provincia la aprobación o el rechazo total o parcial de los nombres de las personas sugeridas para integrar el Gobierno local.

 
 


Lea el último Boletín publicado
 
Registro Civil
Registro de la Propiedad
Otros Trámites
Cursos a Distancia
 
Libros
       
Página Principal Suscribirse a ERL Ir Arriba Buscar Normativa Contáctenos
Entre Rios Legal no se hace responsable de la exactitud o vigencia de los contenidos o de las consecuencias que pueda ocasionar su uso.
Toda la información brindada por Entre Rios Legal debe ser considerada unicamente para consulta.
Si encuentra un Vínculo Roto, haganoslo saber haciendo clic aquí.